Presidencia de Trump “sacude” al sector automotriz

El temido día ya llegó: Trump ha tomado el poder como Presidente de los Estados Unidos de América y su llegada al poder ha sacudido al sector automotriz, ya que el magnate ha lanzado diferentes amenazas en contra de las empresas que busquen invertir en territorio mexicano.

Ford ha anunciado que abandonará sus planes de construir una nueva planta automotriz en México, esto como respuesta a la reprimenda del mandatario, quien señala que las plantas automotrices trasladan los puestos de trabajo a México y les quitan empleos a los estadounidenses.

México se convirtió en el cuarto mayor fabricante de automóviles en el mundo y en el cuarto con mayores exportaciones a partir de 1994, gracias a los bajos costos de mano de obra, el tratado de libre comercio y los accesos al mercado estadounidense; las plantas y cadenas de suministro han ayudado a crear más de 750 mil puestos de trabajo.

Además, México suministra el 40% de los componentes que utilizan los automóviles que se ensamblan en EU, como los cinturones de seguridad, bolsas de aire, forros de asientes, entre otros; se calcula que un tercio de las exportaciones totales de México a EU son automóviles o sus componentes para ensamble.

Las amenazas de Trump consisten en impuestos fronterizos más altos por importaciones de autos de México a EU, aunque varios de los automóviles se producen en México. Durante su campaña presidencial, habló de aranceles del 35%.

Sin embargo, a pesar de las amenazas del magnate, México sigue siendo un país atractivo para el sector automotriz, especialmente en la fabricación de automóviles de mediano y bajo costo; se dice que aunque el Congreso estadounidense apruebe el impuesto, los fabricantes podrían desacelerar o frenar el flujo de vehículos que entren a EU.

Cabe destacar que, según los datos de ventas, en 2015 el 60% de los autos fabricados en México se vendieron al mercado estadounidense, siendo GM el mayor exportador, seguido por Fiat Chrysler, Nissan y Ford.

Nissan es el mayor productor automotriz de México, con una fabricación anual de 823 mil automóviles, sin embargo, sus autos se venden en más de un tercio en el mercado local, Sudamérica y Asia; por su parte Mazda, Volkswagen y Honda utilizan a México para la producción de autos que se envían a Europa.

México es un país atractivo para los inversionistas; se espera que fabricantes europeos, japoneses y chinos trasladen sus plantas en los próximos años.

This entry was posted in noticias. Bookmark the permalink.

Leave a Reply